La asociación UNA VOCE SEVILLA, constituida el 23 de noviembre del año del Señor de 2004, aniversario de la toma de Sevilla por el Rey San Fernando, surge como iniciativa de un grupo de laicos sevillanos amantes de la tradición litúrgica de la Iglesia, convencidos de que ésta, por ser un bien espiritual para toda la Cristiandad, es un tesoro que merece ser conservado y difundido.

Por ello, tal y como rezan nuestros estatutos: “Que conforme a lo establecido por Su Santidad el Papa Benedicto XVI en el motu proprio Summorum Pontificum:

El Missale Romanum codificado por San Pío V y reeditado por última vez por el Beato Juan XXIII debe considerarse como expresión extraordinaria de la misma “Lex orandi” y gozar del respeto debido por su uso venerable y antiguo. (…)Por eso es lícito celebrar el Sacrificio de la Misa según la edición típica del Misal Romano promulgado por el beato Juan XXIII en 1962, que no se ha abrogado nunca, como forma extraordinaria de la Liturgia de la Iglesia”.

Lo que para las generaciones anteriores era sagrado, también para nosotros permanece sagrado y grande”.

Nos hace bien a todos conservar las riquezas que han crecido en la fe y en la oración de la Iglesia y de darles el justo puesto”.

 

Es por ello, por lo que la ASOCIACIÓN UNA VOCE SEVILLA se propone el siguiente fin principal:

Que al participar en los Sagrados Misterios de la Pasión, Muerte y Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo, cuya manifestación más excelsa es el Santo Sacrificio de la Misa, y celebrándose éste conforme al Missale Romanum codificado por San Pío V y reeditado por última vez por San Juan XXIII –Usus Antiquior-, los fieles miembros de la asociación obtengan el mayor aprovechamiento espiritual en beneficio de la salvación de las almas y, todo ello, para mayor gloria y alabanza de Dios y de su Madre, la Bienaventurada siempre Virgen María.

Y para su consecución desarrollará las siguientes actividades:

  1. Promover, colaborar y participar en la celebración del Santo Sacrificio de la Misa, al menos, los Domingos, días de precepto, y principales solemnidades de la Iglesia Católica, incluido el Triduo Sacro, según la edición típica del Missale Romanum de 1962, y demás libros litúrgicos vigentes en ese año, en todas sus formas y manifestaciones.
  2.  Promover, colaborar y participar en el uso, difusión y conservación de los libros litúrgicos vigentes en ese año, en todas sus formas y manifestaciones.
  3.  Organizar, siempre que sea posible, con motivo de las festividades de la Virgen de la Antigua, Inmaculada Concepción, San Gregorio Magno, San Fernando, San Isidoro, y San Leandro a cuya intercesión se encomienda especialmente esta asociación, misas solemnes en su honor, así como otros actos piadosos y culturales.
  4.  Promover entre los asociados, principalmente, el amor y devoción a la Santa Misa, la Adoración al Santísimo Sacramento y el rezo del Officium Divinum, y organizar peregrinaciones, ejercicios y retiros de espiritualidad, catequesis, conferencias, y charlas de formación doctrinal y litúrgica.
  5.  Promover y colaborar para que por los asociados difuntos, que así lo hayan expresado con anterioridad a su fallecimiento, se oficie Misa de Réquiem por su alma, exequias y honras fúnebres conforme a los libros litúrgicos anteriormente mencionados.
  6.  Promover y colaborar en la formación de acólitos para la ayuda en dicha celebración.
  7.  Promover el conocimiento y uso de la lengua latina, en los mencionados actos litúrgicos como medio de expresión de la liturgia tradicional de la Iglesia.
  8.  Promover el conocimiento y uso del Canto Gregoriano, principalmente en la Santa Misa, formando entre los asociados una Schola Cantorum. También se promoverá la música sacra de órgano y polifónica.
  9.  Promover la conservación, restauración, fabricación, y uso de los objetos y ornamentos utilizados en dichos actos de culto.
  10.  Promover todo tipo de actividades y expresiones culturales y artísticas -arquitectura, pintura, escultura, literatura- encaminadas a una mayor difusión y conocimiento de la mencionada liturgia.
  11.  Organizar cuantos actos piadosos puedan resultar eficaces para mover la piedad de los fieles, recordar los beneficios de Dios y darle gracias por ellos, e implorar el auxilio divino.

 

Puede leer aquí el artículo publicado en noviembre de 2014 con ocasión del X Aniversario de la fundación de la Asociación Una Voce Sevilla, que resume lo acontencido en esta primera década al servicio de la Misa tradicional.

 

¡COLABORA CON NOSOTROS  A PROMOVER Y PARTICIPAR DE ESTE TESORO ESPIRITUAL QUE LA IGLESIA TE OFRECE!

¡HAZTE SOCIO DE UNA VOCE SEVILLA! Para más información puede escribir a: asociacion@unavocesevilla.info